¿POR QUÉ ELLOS NO SE COMUNICAN COMO ELLAS ESPERAN?


Queridos amigos el tema de hoy es ¿Por qué ellos no se comunican como ellas esperan? y va dedicado a Valery, Roxanna, Cecilia y Mirtha, quienes esperan este post.
Millones de mujeres del mundo entero viven quejándose y lamentándose sobre la forma en que su pareja se comunica. Sin embargo, algunas, más analíticas y de manejo emocional han logrado investigar en los moldes culturales lo que ocurre con el proceso de comunicación entre varones y mujeres y desde Zéfiro les traigo los aportes para su mayor bien.

Siempre escucho a damas de toda edad quejarse sobre cómo sus parejas las hacen sentir solas o no les contestan cuando les preguntan algo y se enfadan, imaginan cosas que no son o prefieren hacerles la vida a cuadritos por deducciones equivocadas, falta de cultura emocional e histórica, así como por capricho  e imitación de mala actitud de otras damas.

¿POR QUÉ A MILES DE VARONES LES CUESTA TANTO SER MÁS CLAROS Y COMUNICARSE MEJOR CON LA PAREJA?

1.- POR PATRONES CULTURALES MACHISTAS VIGENTES: Recuerden como desde pequeños a los niños se les reprime llorar (les dicen que no lloren porque solo lo hacen las niñas) y mucho más quejarse (no es de varones). Este tipo de cultura castrante ha hecho que por siglos los varones sientan vergüenza de expresarse emocionalmente, reprimiendo así la parte más hermosa que el creador les ha dado como es la sensibilidad.

Algunas ocasiones señoras consejeras de lo absurdo le dicen a sus hijas cosas como: “Hijita que jamás el novio te llore porque te sala, un hombre que te llora no sirve”. Y siempre me pregunto ¿acaso no es humano como una dama y no siente, padece?. Por tanto resulta absurdo pretender que un varón no exprese sus emociones como su alma lo necesita para sentirse equilibrado, pero como mencionaba, el pobre hombre ha tenido que cargar siempre con la imagen de ser omnipotente, rígido, sobre cuyas espaldas debe recaer el peso de la familia y sus pesares tragárselos para no ser criticado.

2.- POR COMPETENCIA DE EGOS: Realmente son pocos los varones que hablan sobre sus sentimientos reales con otros hombres. Elevados porcentajes mujeres creen que cuando se juntan lo dicen todo, pero en realidad los varones que hablan de sus emociones y sentimientos son de elevado cultivo emocional, inteligentes emocionalmente y libres por dentro, actitud ejemplar que nace con la decisión de ser auténtico y animarse a explorar ese lado humano natural con el que fueron creador y logran mostrar cuando vencen prejuicios y estereotipos.
Sin embargo, hoy por influencia de la cultura light, presión de grupo y egos competitivos, centenares de hombres suelen charlar de temas prácticos que logren dominar, donde no tengan que expresar debilidades emocionales. Y solo con un amigo  muy personal y generalmente en depresión y algunos bebidos abren su corazón y manifiestan lo que les pasa. 

Quienes no lo logran hablan de la economía de mercado, de la bolsa de valores, de autos, de tecnología, de política, de fútbol y desarrollo, etc. Penosamente estos varones dejan morir día a día su lado sensible, que al cerrarse los vuelve atroces para comunicarse con las mujeres y casi casi en cavernícolas de monosílabos, como si les pesara el alma expresar una idea clara con profundidad a nivel personal o escrito.

3.- POR MIEDO A NO SABER QUÉ DECIR Y POR MIEDO A COMO REACCIONA ELLA: La mayoría de varones no tiene referentes de recuerdos donde sus progenitores expresaran sentimientos profundos al conversar con las parejas o entre sus hermanos. No les enseñaron a millones como comunicarse con una mujer, a soltarse y mucho menos saben qué decir porque generalmente sus recuerdos suelen ser los de madres o abuelas rígidas a las que le temían. Por tanto, dicha herencia cultural ha hecho que centenares de hombres no quieran a veces escuchar lo que “ellas” dicen sobre sus sentimientos porque temen no saber qué contestarles o peor aún, no soportarían escuchar que “ellos” son culpables de algún malestar particular. Y es que no han logrado captar que para algunas mujeres basta con ser escuchadas y que ellos se callen sino saben que decir o intenten tener una charla profunda despojándose de su máscara de virilidad y abordando el lado sabio, sensible y especial que todo hombre debe alcanzar.

Y es que no es culpa de ellos que tantas mujeres absurdas y engreídas (por pose, por imitar a la madre o a las amigas no pensantes) le recriminen a un varón que solo sabe decir tonterías o jamás está ella de acuerdo con sus opiniones porque también resulta una penosa realidad que tantas féminas quieran una pareja para mandar y como esclavo de sus caprichos.

EXPRESIONES QUE ODIAN LAS MUJERES DE ELLOS: REALES RAZONES VS IMAGINARIOS

-       Cuando ellas preguntan ¿qué tiene? Y ellos dicen “Nada estoy cansado”
Damas que leen este blog. Eviten hacer esta preguntita y mejor observen y dejen que su pareja se exprese como le nace y les sugiero aprender a “leerlos”, “sentirlos” y decir lo adecuado en el momento apropiado. De pronto de en lugar de decirle ¿qué tienes? viene bien que le obsequies un tecito para el frío y un rico abrazo para que se sienta más en paz y verás cómo solito suelta la lengua y te lo cuenta todo todo. Ningún varón soporta a una dama chinchosa y que parece detective y si dudas de tu pareja, la peor detective es la obvia y la mejor la silente que junta pruebas y las pone sobre la mesa de improvisto, en el momento adecuado.

A veces cuando ellos dicen no tengo nada, es cierto y a la vez andan en su mundo, en la lucha de sus anhelos no culminados, inmersos en frustraciones por el entorno, por el trabajo, es la lucha de impotencia cotidiana que se refleja en la mirada y en la expresión. De modo que calma chicas, déjenlos fluir y sean menos cargosas.

-       La practicidad y aparente insensibilidad ante hechos. Miles de damas fueron mimadas y consentidas al máximo en la infancia y esperan que ante un mínimo problema su pareja deje todo lo que tiene que hacer y se encargue de escuchar sus lamentos varias veces, así agote. Y claro que es importante compartir los malos momentos con la pareja, pero es preciso reconocer que no se puede cargar a la pareja por el hecho de ser varón con presiones todo el tiempo porque ello afectará sus labores y también su paz.

Considero que las mejores parejas son las que poseen una fuerte afinidad en la forma de comunicarse a nivel verbal y no verbal, aquellas que se leen y se conocen a profundidad y han aprendido qué decir, cómo y cuándo, aprendizaje que no es complicado si existe madurez y deseo de hacer bien las cosas y amar con bondad y valores.

-     -  No te entiendo, mejor hazlo tú sola: La independencia es un valor del ser humano bastante interesante, pero centenares de damas dicen serlo, pero a la hora de ser pareja les fascina echar sobre el hombro al varón miles de labores que pueden compartir porque cuando les conviene son “ellas las machistas”. Por ejemplo, tantas chicas se enojan porque un varón no atina en un regalo con su gusto, otras porque no dijeron las cosas como ellas querían, etc y cuando el varón les dice: “Mejor decide sola y has como gustes” ellas dan el grito en el cielo, se sienten no amadas, abandonadas y expresan que ellos no ponen voluntad.
-        
Sin embargo considero que todos tenemos gustos particulares que si la pareja no logra captar es mejor hacerse cargo uno mismo, sin que por ello se sientan abandonadas o poco queridas. Y en todo caso el amor es creatividad, empeño, constancia y acuerdos bondadosos y generosos, pero si uno de los dos es conflictivo poco queda por hacer porque entre un conflictivo vs un pensante y maduro, es posible que el último termine por hartarse y cortar la relación porque nadie se queda con aquello que le roba la paz y mucho más si matan el amor.

Siempre he considerado que existen varones maravillosos que se comunican estupendo cuando son bien leídos por las damas emocionalmente, pero queda a mis lectoras abrir los ojos, entrenar la mente, romper prejuicios, estereotipos e ideales absurdos para pisar tierra y amar de manera saludable.

Ya lo saben lectores varones que siguen este blog. No teman ser humanos, no son de roca y tienen todo el derecho de expresar lo que piensan, sienten y padecen sin temores y si una dama los critica por ello, sin duda que es poco inteligente y pensante, además de altamente machista y toda actitud que amordaza daña el alma y mata el amor.
Ahora les dejo esta bella canción para toda mi legión de seguidores varones que han aprendido a mirarse y hoy brillan con una luz especial porque van por la sabiduría y son humildes de corazón.

Que tengan una bellísima semana. Ángeles para el camino y bendiciones para cada paso que dan.


Manjarí (bendiciones)