ERRORES Y ACTITUDES QUE MATAN EL AMOR (PARTE I)



Queridos amigos, el tema de hoy es “Errores y actitudes que matan el amor, Parte I” y va dedicado para Susana, Lucía, Guillermo y Paul, quienes esperan este post.
Amar es una decisión, un entrenamiento y depende del nivel cultural, de salud emocional y mental de cada quien; de los niveles de valores y de la correcta asimilación de las pruebas de fe y dolor inmerecido en el pasado.

Sin embargo, el hombre (en elevados porcentajes) tiene problemas para manejar su soledad interior y esto lo lleva a ser eufórico,  impulsivo, dramático, poco práctico, obsesivo y en ocasiones, destructivo (a)
Y a veces, por actitudes incorrectas y valores que se han decidido ignorar, las relaciones afectivas se ven destruidas, muere el amor con facilidad y cuando menos se piensa, no se soporta a la pareja, hasta escuchar su voz es algo insoportable y evitar dañar termina siendo irremediable. 

Por ello, veamos desde Zéfiro esas actitudes insanas e incorrectas que matan el amor y la admiración:
1.- El egoísmo y superficialidad: Surge por ejemplo cuando uno de los dos, o ambos poseen actitudes basadas solo en sí mismos, centrados en su “yo” y el capricho de tener y ser lo que les place, sin llegar a un acuerdo de pareja, sin tener consideración, respeto ni gentileza. Por ejemplo:

- Mujeres que consideran que el hombre se los debe pagar todo, porque ellas lo valen y así trabajen, siempre se las ingenian para sacar más y más dinero y caprichos. Quieren solo acudir a restaurantes exclusivos y mostrar a los demás que son tratadas como reynas.
Y si se trata de esposas superficiales y egoístas, el asunto es peor. Y es que se trata de damas que tienen la idea cruel y egoísta en la cabeza de que el esposo debe darles lo mejor a ella y a los hijos si los tiene, y si él se queda sin nada, tendrá que arreglárselas. Son las damas que piden y piden y jamás les alcanza, jamás se sentarían para armar un presupuesto, son cero ahorro y cuando quieren algo para el hijo (a) dicen cosas como: “El resto de niños también tiene y mi hijo no se va quedar mirando en el colegio, tú no has tenido infancia y no es mi culpa, yo lo saco con tarjeta y ya veré como lo pago”, pero hecha la manipulación, hecha la trampa, porque el esposo sumiso y culposo sin serlo paga y paga eternamente la locura de una madre pobre de espíritu, superficial y egoísta.

-Varones que son incapaces de disfrutar de los logros de su pareja y solo les molesta, les incomoda porque les ataca el machismo. Piensan que la novia lo dejará por alguien mejor, que el resto dirá que “ella es más exitosa” y cuando tienen que ser un apoyo emocional, estar en momentos importantes, jamás están y lo hacen adrede. Son esos varones que estropean cualquier evento donde la novia, esposa necesita paz y total colaboración y con muecas en el rostro de todos los tipos manifiestan sus celos tontos y ego golpeado.

- Cuando uno de los miembros de la pareja o los dos no sabe escuchar ni conversar de nada profundo y entonces todo se torna un monólogo porque solo él o ella charla con “el aire” y esto indica que la pareja no está compenetrada, que es cómoda y no sabe darse y menos disfruta de charlar con quien dice querer y recuerden esto Zeferinos:

 “Jamás podrás decir que amas a quien no te provoca hablarle ni exponerle tu esencia ni le tienes confianza”. Suele ocurrir que la gente egoísta e inmadura, centrada en su yo  no sabe charlar y menos tiene tema de conversación y si a eso le agregamos de qué se trata de alguien que solo sabe hablar de gastar, marcas, viajes, etc, se pone horrible el asunto porque los niveles culturales crean brechas insalvables en miles de parejas.

2.- No saber reconocer errores con humildad: En la forma de discutir, en las expresiones que se dicen, en las actitudes, tonos y maneras se conoce el alma de la pareja. Y veamos algunos errores comunes y garrafales:

- Mujeres o varones que en una discusión elevan el tono de voz, gritan, insultan y no dejan que su pareja hable porque la idea es ganar.

- Cuando se habla de x tema, pero uno de los dos comienza a sacar en cara pleitos de hace meses, años que había dicho perdonar o comprender, pero los usa para manipular, herir y lograr lo que anhela: poder y control.

- Cuando uno de los dos comete un error y se es incapaz de pedir perdón y de manera infantil ofrecen un regalo que ni provoca mirar, o suelta bromitas tontas, risas nerviosas y palabras en tono asustado y más seda que las telas. Y esto indica que esa persona no solo es inmadura sino ególatra porque es incapaz de pedir perdón frontalmente y con humildad y suele lanzar frases como “¿ya se te paso? ¿sigues enojado (a)?, ¿hasta cuándo me vas a castigar? Y bla bla bla. ¿Díganme si con gente así no provoca decir adiós sin reparos?

3.- Deslealtad camuflada y culto al ego: Sobre ser infieles hay muchas versiones, yo tengo mi opinión, particular por cierto y tajante en varias aristas, pero considero que miles de mis lectores concuerdan conmigo y exponemos el asunto.
Desleal no solo es quien sale con alguien para una aventura y miente, también lo es quien tiene charlas on line con tipos (as) para masajear el ego, le dice frases de amor y tiene una relación platónica extraña y enferma porque seguramente no le gustaría ver que su pareja haga lo mismo.

Y en este sentido siempre digo a mis lectores, pacientes, alumnos y amigos: “Si pescaste que tu pareja te fue infiel, o tuvo un episodio o más de abrir las puertas a las malas intenciones y dejar que otra persona crea lo que no es, no se te ocurra hacer lo mismo, no se te ocurra manchar tu esencia vengándote bajo la premisa “ojo por ojo diente por diente” porque a las damas les digo: “Una mujer limpia de espíritu no se mancha por nada ni nadie y recuerda siempre que el creador la mira y la desea virtuosa porque mirar con limpieza es luz y salud emocional” y ninguna persona puede ni debe tener poder de sacar un lado de ti que no existe, que es oscuro y luego te llenaría de vergüenza.

Así que si pescas algo como lo que comento, cada quien decide como tomarlo. Algunas personas dicen perdonar y siguen la relación, pero suele ser caótica luego porque a millones de damas les fascina sacarlo en cara mil veces y si el engañado fue un varón, su virilidad herida, el ego y la rabia lo llevan sin ayuda profesional, a la venganza eterna, se pueden volver terriblemente infieles para así acallar su dolor.

De modo que si al principio de tu relación hallas actitudes raras, como decía mi abuelita: “Cuadra al toque y de modo bien fino” y si pescas algo luego, corta sin temor, buenas noches los pastores y nada de pena, ni lloradera porque dolor le queda de vuelto a quien falla porque nadie sabe lo que tiene hasta que lo pierde. Y la lealtad es un valor hermoso que indica que quien lo es está muy cerca del creador y es maduro (a) y no necesita dar mensajes equivocados a personas para buscar sentirse amadísimo (a) y luego hacerse el loco (a) con un “Yo sería incapaz”.

4.- Celos, celos que agotan y aburren: No existe peor desastre que tener una pareja celosa de esas que no pueden verte charlar con nadie del sexo opuesto porque ven maldad y deslealtad donde no lo hay.
Una vez escuché a una persona decir: “Yo confío en ella, pero jamás en quienes le hablan y se le acercan, yo estoy seguro que todos esos tipos quieren algo con ella y me provoca pegarles”. Y bueno, solo reí y le contesté: “Estás fregado amigo, ella te dejará y me quedará darte un té con una pastillita para la migraña cuando ocurra”… Y meses después así fue, ella se hartó y ni sus flores ni bombones ni sorpresas la hicieron volver, ella dijo adiós a este sujeto inmaduro y enfermo del alma y hoy ella está feliz con alguien maduro que la ama y respeta. ¿Cuántas de estas historias conocen?. Seguro que muchas.

-Las típicas actitudes celosas son: Tu pareja te prohíbe hablar con x personas, te pregunta con detalles por cada quien que conoces, te hace muecas y pataletas ante personas que le caen mal, te habla rarísimo por teléfono si por ejemplo estás en un almuerzo con gente de tu trabajo, como si le hubieses echo algo malo (busca manipular y que te vayas pronto de allí, robarte la paz).

-Intentar anularte los viajes laborales, de estudio y ni que decir si dices: “vacaciones con mis amigas, o familia”. Uy, el grito en el cielo porque piensa que lejos, muy lejos serás infiel, alguien tocará tu corazón en un avión, en un museo, en un cine, en una callecita, en una librería, porque la pareja debería viajar con “casco” para que nadie le vea la cara o meterse a un convento para no socializar. Y que terrible es que la pareja sea incapaz de desearte un buen viaje, preguntarte como lo pasas, compartir contigo las emociones, no existe pareja más espantosa cuando no ocurre.

5.- El juego del poder: Te trato fríamente ¿adivina por qué?
Se da en miles de parejas inmaduras que durante los primeros meses de relación o cuando se ponen inseguros (as) deciden hacerse los interesantes y resentidos. Entonces cambian los tonos de voz por el celular, cero detalles, contestan monosílabos (si, no , ah mira, ok ok, no me digas, estoy cansado, tengo mucha chamba, si pues, así es) y lo único que buscan es llamar la atención, generar ansiedad en la pareja para que esta atormentada piense : ¿estará con otro (a)?, ¿me quiere dejar?, ¿ya no me ama?, etc etc etc.
Y aquí lo que queda es la charla clara y frontal y expresar cosas como: “Si estás enojado (a) por algo es más maduro que me lo digas y dejes de intentar manipular, generarme ansiedad o que intente jugar a las adivinanzas porque resulta muy decepcionante charlar con alguien que dice quererte, pero no tiene la bondad ni agallas de ser transparente, maduro y sensato, esto cansa, aburre y mata la admiración y en poco tiempo si sigue así me dará vergüenza salir con alguien como tú”. Y lo dices en tono delicado, sin gritar, pero con claro castellano y de frente, no por teléfono. Aprendan zeferinos a amarse porque amar no implica perder la dignidad que es tan valiosa.
El disfuerzo y la patanería de quien sea vienen de gente no solo insegura sino deshonesta y egoísta, además de inculta emocional. Recuerda además que si quien dice amarte busca dominarte, doblegarte y encima no sabe ser honesto (a) no sirve para una relación porque sus temores e inseguridades le impiden ser talentoso (a) y asumir un sentimiento tan profundo como es amar y no vale la pena invertir tiempo en gente que debe vivir su proceso de tormento en soledad y como lo decida.  

6.- Que tu pareja te oculte o te demuestre vergüenza de estar contigo: Cuando esta pasa queda al descubierto que quien oculta a su pareja no la admira, no la ama y me refiero a estas parejas donde uno de los dos por ejemplo jamás si le preguntan menciona que tiene  pareja o lo evade y mucho menos mencionaría algo sobre esta a sus amigos cercanos.
También pasa que evita llevarlo (a) a reuniones para que lo le estorbe y porque en el fondo su ego le pide ir solo (a) en plan desleal para ver que pesca por ahí. Y también pasa por llevar de pronto largo tiempo de relación y evitar que la pareja se acerque a la familia por miedo a comprometerse más; son actitudes evasivas del amor sano que en el fondo comunican ausencia de amor genuino por ego, rencor o simplemente deshonestidad.

Esperen la parte II de este post pronto.

Y a mirarse se ha dicho, cero engreimientos y antivalores que matan el amor y recuerden que se ama a quien nos complementa para ser mejor persona.

Cada quien puede llegar a ser una excelente pareja si lo decide, si busca aprender, si se despoja de sus cadenas insanas y si intenta amar como lo enseña el creador porque este te ha dotado de talentos únicos e irrepetibles. Y recuerda por siempre que la persona que ama  con profundidad y buenas intenciones, posee un proceder juicioso y sabe reaccionar pronto ante sus errores, te respeta por sobre todas las cosas y desea verte feliz porque el brillo de tu mirada le importa.

Este 22 de noviembre, en el Centro de Convenciones María Angola (Lima) estaré abordando este punto y otros que te invito a ver en el temario de la conferencia. La entradas están a la venta en Punto Ticket de tiendas Ripley y por cuatro horas reflexionaremos juntos y contestaré todas tus inquietudes. Y el 29 de noviembre estaré con la misma conferencia en Arequipa, en la Universidad Católica Santa María, las entradas  la venta en tienda imágenes y las librerías San Francisco. ¡Los espero!.

Dale click al enlace y verás el temario de la conferencia.


Ahora les dejo esta cancioncita que vuelvo a usar para este post porque le va a pelo y me encanta. Escuchen la letra y que la disfruten.


Que tengan un bellísimo día, luz para sus corazones y ángeles para el camino.
Manjarí (bendiciones)