LAS CONSECUENCIAS DE LA MEDIOCRIDAD A NIVEL EMOCIONAL (POST 343 DE INTELIGENCIA EMOCIONAL)


Queridos amigos, el tema de hoy es “Las consecuencias de la mediocridad a nivel emocional” y va dedicado a Rubén, Zammi, Sarely y Miguel, quienes esperan este post.
Ser mediocre implica ver correr los días sin valorar la razón de la existencia, sin fe absoluta y por tanto, carente de toda gratitud al creador. Y si bien es cierto que muchas personas carecen de voluntad porque padecen depresión crónica o algún otro tipo de desbalance químico en el cerebro que los limita en diversos aspectos de sus vidas sino reciben tratamiento o porque no saben ni asumen que están enfermos, también es cierto que millones de personas se han acostumbrado a ser “mediocres”.

Por ello, desde Zéfiro los invito a reflexionar sobre cómo reconocerlo y por dónde empezar para salir de tal actitud insana.
Se puede ser mediocre en cualquiera de los roles de la vida y ser un expectador de las consecuencias, pero muy a gusto seguir con la misma actitud, sin imaginar las consecuencias.

¿QUIÉN ES UN MEDIOCRE?

1.- Alguien que no posee mínimas convicciones y valores esenciales de convivencia social para en base a ellas “respetar” a sus semejantes, sea cual fuese el rol que ocupen en esta vida: familiares, amigos, prójimo en general.
Ejemplo: Las personas que cometen actos delictivos de cualquier índole, doble moral y sin ética en ningún aspecto de sus vidas.

2.- Alguien que al ver sus errores insiste en repetirlos porque se empecina en querer “ganar” una posición ante sí mismo y ante los demás para con ello cubrir su inseguridad y elevar su ego.
Ejemplo: Las personas soberbias, las personas desleales en todo el sentido de la palabra y rol (pero que siempre han de negarlo).

3.- Alguien que no asume jamás un error o muchos, eligiendo a otras personas como las responsables de sus acciones para de esta manera generar una posición de “víctima”.
Ejemplo: Las personas que le echan la culpa a sus progenitores de todos sus males sin ocuparse por sí mismos de sus complejidades a nivel emocional.

4.- Alguien que usa argucias, trampas y cualquier forma incorrecta para obtener un logro, salir de una responsabilidad y así evitarse el esfuerzo que requiere cada tarea.
Ejemplo: Los estudiantes que copian en exámenes adrede, hacen investigaciones y trabajos plagiados de autores, las personas que ofrecen un servicio que no pueden de dar con calidad, pero dicen que lo hacen.

5.- Alguien que pese a tener herramientas para ser mejor en todo sentido vive “conforme” con su paralización, desgano y carencia de calidad en todo sentido
Ejemplo: Personas con estudios de todo tipo, pero sin eficiencia en nada porque consideran que deben recibir pagos espléndidos por todo o porque consideran que si alguien tiene más que ellos, la sociedad no es justa y hay cosas que deberían obtener gratis o de regalo siempre.

6.- Personas que viven de hacer promesas, dar su palabra a todo nivel y en todo momento sobre equis tema, pero jamás cumplen lo que dicen porque no poseen honestidad ni respeto hacia los demás:
Ejemplo: Quienes piden dinero prestado todo el tiempo porque viven endeudados (as) en banalidades, pero pretenden que los demás resuelvan sus falsos problemas porque primero piensan en satisfacer sus caprichos.

También aquellas personas que viven prometiendo mejorar en su desempeño laboral, con su pareja y desarrollar hábitos como la puntualidad, orden y jamás lo cumplen.

7.- Personas que harán lo posible por evitar invertir menos tiempo y tomar un camino más sencillo hacia la meta que sea, así tengan que trasgredir leyes, dañar personas, etc.
Ejemplo: Gente que vive de pagar por obtener un título falso, gente que evade exámenes y usa impostores en su reemplazo, gente que no se prepara ni es eficiente, pero usa amistades para llegar a un puesto por lo bajo, evadiendo así evaluaciones.

8.- Alguien que espera que los demás o alguien es especial le resuelva los problemas, errores y evadir así sus responsabilidades:
Ejemplo: Las personas que han decidido no trabajar porque se han acostumbrado a que les paguen siempre las cosas, sin estar incapacitados desde ningún aspecto y bajo la excusa de que no tienen suerte o que esperan su gran oportunidad.

9.- Profesionales dedicados al servicio, pero que en el fondo no se compadecen por nadie y no harán nada especial ni atinado para ayudar a las personas que les piden la guía:
Ejemplo: Docentes que no se preparan lo suficiente y nunca dan bibliografía moderna a sus estudiantes, porque no leen, mucho menos se renuevan y en el fondo no les interesa la docencia como servicio.

Profesionales de diversas especialidades que atienden a las personas con desgano, sin escuchar de modo concentrado y sin hacer mayores esfuerzo para liberarlos de sus males porque no están conectados con sus carreras, porque su forma de vida es banal o porque se concentran en asuntos menos importantes en diversos aspectos.

Podría hacer una lista inagotable sobre actitudes mediocres, pero básicamente es mediocre aquella persona sin humildad para mirarse, sin deseo de respetar a los demás y sin voluntad para ser alguien de bien, con talentos y dones para servir y ser feliz, además de compartir con generosidad.

CONSECUENCIAS DE SER MEDIOCRE

1.- Hacer vivir a los demás situaciones que no merecen, como cargar con responsabilidades que no les corresponden y meterlos en problemas de todo tipo sin reparo alguno, dañando así donde se pisa con absoluto cinismo.

2.- Repetir errores hasta perder todo tipo de logros que implican esfuerzo personal como por ejemplo, no culminar nunca una carrera profesional por ser expulsado del centro de estudios.

3.- Defraudar por completo a las personas que te han apoyado alguna vez, dado herramientas para ser especial y único (a) como tus padres y ser la vergüenza de una linaje que no espera tener algún progenitor sin escrúpulos y absolutamente incapaz de mirarse con humildad para caminar por la vida con respeto así mismo y a los demás.

4.- Perder por completo la credibilidad y confianza de las personas que se daña al ser mediocre sin que esta pueda restablecerse, porque la lástima no es creer y la compasión no implica aceptar a nadie cerca que posee esencia gris.

5.- Hacer daño consciente en diversas aristas del camino sin la mínima conciencia y ante ello, tarde o temprano, vivir experiencias iguales o peores que cuando llegan a la vida de quienes viven de dañar termina por arrasar con lo que más creían les importaba y sin idea de cómo salir del pozo del vacío y ausencia de fuerza para nada.

6.- Perder talentos y capacidades importantes que el creador te otorgó, pero que al no ejercerlos jamás se extinguen porque cuando crees que puedes reaccionar, quizá ya no es tiempo, quizá ya las puertas de ese talento no son las que te corresponden abrir y porque quizá, las puertas que se abran para ti te conducirán a gente como tú, mediocre y egoísta por dentro, si esa has elegido que sea tu eterna actitud.

7.- No ser tomado en cuenta en ningún tipo de proyecto, servicio o sueño importante porque serás visto siempre como “No apto” (a), “No capaz”, “No bienvenido” (a) ante la certeza de que jamás le pones empeño, valores ni eficiencia a nada, porque nadie es perfecto, pero la gente mediocre nunca se hace responsable de sus faltas ni busca mejorar.

8.- Sueños rotos, tiempo lanzado al vacío y máscara de víctima para caminar dando lástima cuando en realidad lo que siempre se busca es manipular antes que hacerte cargo de ser “persona” que vive en armonía consigo mismo (a) y respeta a sus semejantes, sea cual sea su rol.

9.- Cobardía cómoda, ego espumeante y diálogos internos repetitivos que terminan por juntarse para dar la imagen de una persona tóxica, inaceptable y cero recomendable para cualquier faena.

10.- Enfermedades absurdas como apegos a cualquier tipo de actividad insana como “adicción a video juegos”, “dependencia afectiva”, “apego a vida banal” y todos aquellos estilos de vida donde olvidas el mundo propio, ser tú mismo (a).

11.- Pérdida de empleo, vida estancada y amargura latente al sentir que las cosas nunca mejoran para ti, sin asumir tu responsabilidad ni madurando.

12.- Hacer daño irreparable a quienes pese a verlo y saberlo, no te importó nunca porque el fin justifica los medios y cuando reaccionas, resulta que la vida ha dado vueltas y quizá te hacen lo mismo o a la gente que más quieres, porque has olvidado que en la vida llegamos para aprender y no  nacimos para ser vergüenza para el cielo.

Ser mediocre Zeferinos es una actitud, es la carencia total de respeto al cielo y  humildad para agradecer por cada día de existencia. Ser mediocre es ser oscuro, conformista con un alma que se agrieta, un corazón que parece no sentir porque pide que los demás sean como por capricho quiere el ser mediocre. Ser mediocre es ser absolutamente consciente de la ineptitud emocional, de envolverse en los trajes de la oscuridad y cargar con las máscaras del cinismo sin escrúpulos que solo poseen los hombres que han elegido el lado de la miseria interior.

Sin embargo, siempre es posible renacer de las cenizas, del aparente “no queda nada para mí”, pero le corresponde a cada quien contemplar el cielo y si se es de fe, interiorizar las enseñanzas del creador, quien quizá hoy te coloca en un dolor muy merecido por mediocre,  o tal vez inmerecido, porque fuiste víctima de gente mediocre y baja que olvida a quien se debe. Da lo mismo, solo que la diferencia es que a quienes sufren dolor inmerecido a menudo les llegan días inolvidables y mágicos, sí MÁGICOS, contra toda incredulidad y burla de quienes duden del poder de las estrellas que son la escritura del buen destino para quienes Dios no soporta ver llorar.

Y si al leer este post sientes que eres mediocre y  una mínima luz ingresa dentro de ti, comienza por recoger tus despojos, quedarte quieto (a) sin repetir los errores ni darte el sermón cinco mil sobre lo mismo y poner en agenda ordenada todas las metas desde las menores a elevadas que puedes en estos tiempos desarrollar. Y de lo que yo es tiempo, de lo que ya se fue, de las puertas que sabes no se abrirán porque es lo correcto, no te lamentes, solo pide perdón a Dios, avanza y recuerda que nadie que tiene luz real  por dentro ha de odiarte ni ocuparse de ti, porque siempre tiene mucho que hacer y sobre todo, respeta su camino y  derecho de ser feliz como le nazca, le provoque y como sea, sin que tenga que ocuparse de tus actitudes mediocres y de la vida que te corresponde asumir.

Deja de ser entonces un (una) mediocre consciente que rompe cada año una hoja más del calendario, repite las historias, camina en círculos y quizá esperar llegar hacia la pérdida del cuerpo así, sin evolucionar, cómodo (a) y conforme, pero desdichado (a) y sin cara para mirar de frente a toda la gente que han dañado por su proceder.

No podrás nunca intentar reparar todos tus errores, porque como un traje roto zurcido, se termina rompiendo y el tiempo lo deja atrás. No vale la pena que pierdas tiempo en lamentaciones que nada solucionan, ocúpate de lo importante para tu evolución y los que amas de verdad y te necesitan, y deja atrás aquello que no esté en tus manos manejar, porque ten por seguro que los cielos ya tienen resuelto lo que no te correspondía ni resolver a ti mismo (a).

Hago un alto para invitarlos cordialmente a un conversatorio que tendré con mis lectores sobre mis libros de tipo emocional en la feria Ricardo Palma el día sábado 29 de octubre a las 4pm en la entrada del centro comercial Larco Mar. Vía fanpage les daré más detalles, pero hablaré de las relaciones interpersonales en general y les contaré lo nuevo que preparo para ustedes con mucho cariño. Corre la voz y nos vemos en la feria del libro.

Ahora les dejo esta bellísima canción de este cantante que pareciera hablarle de algún modo a las personas que necesitan evolución interior y fe genuina. Espero les agrade y acompañe.



Manjari (Bendiciones)

0 comentarios: