"Cómo Olvidar y Perdonar"



Queridos amigos, siempre algunos de mis alumnos y amigos cercanos me cuenta que le cuesta mucho olvidar y perdonar situaciones que vivieron sin merecerlo. A lo largo de los años y de mi trabajo como investigadora he logrado clasificar algunas salidas hacia aquella inquietud. Aún me quedan misterios por resolver, pero modestamente esto es lo que puedo decir:




1.- Cuandos somos pequeños nuestra resistencia ante el dolor y la fortaleza para ir asumiendolo año tras año depende de la genética llamada "innatismo", de la comunicación con nuestros padres y entorno, así como de nuestra búsqueda personal de reflexión que surgirá con el correcto estimulo hacia la cultura emocional. No escogemos a nuestros padres, pero sin duda hacen su mejor esfuerzo, lo cual no implica que no sea suficiente, no todos los padres poseen la capacidad de transmitir enseñanzas para alimentar la fortaleza y voluntad, y eso no es pecado, solo una circunstancia.



2.- Si nuestro jefe, amigo, vecino, pareja o propia sangre nos lastima es preciso analizar si le dimos motivos, quizá hubo mal entendidos que por falta de comunicación hicieron que aquella persona nos juzgara mal sin conocernos bien. Hoy el mundo moderno tiene soportes de comunicación , pero aún así es inmaduro para expresar sus ideas, pensar y sentir.



3.- Los modelos de vida que difunden los medios de comunicación contribuyen a que la gente tenga miedo de ser ella misma, y al adoptar poses y modas para llamar la atención empezando por el lenguaje van en el camino lastimando a quienes si son auténticos, los consideran una suerte de amenaza porque decir la verdad y tener estilo propio produce espanto, miedo o rechazo. Por tanto, es probable que siempre que gente que te rodea te vea distinto o con personalidad definida hable mal de ti, te critique y haga lo posible por desprestigiarte. Dirás, ¡que tal raza!, no es justo, pero como dice el investigador Noam Chomsky, los medios crean un rebaño desconcertado, rebaño que engloba confundidos que persiguen el éxito pisando todo lo que consideren amenaza.



4.- Nunca digas hice mucho y me hicieron esto porque recuerda que nadie te obliga a dar lo que quisiste dar. Cuando se da no se piensa en recibir, y aunque suene utópico y si duela que la consideración que esperabas no llegara nunca, dar es un acto mágico de espiritualidad que requiere de mucha madurez y sobre todo voluntad. No existen sacrificios estériles amigo, si diste y a quien quisiste ayudar consideras que solo te usó recuerda que todo lo que tu entregaste quedará grabado en su mente, nadie olvida lo bueno que se le dio, el cerebro reconoce aquellas sensaciones con los recuerdos, la conciencia habla de día o de noche, nunca calla, es individual y no acata órdenes de restricción.



5.- Perdonar es más sencillo si recuerdas que "nadie da lo que no tiene ni aprendió" . Y todo dolor debe embellecer tu alma luego de la respectiva reflexión. Si odias o tienes rencor solo envejeces, tu decides sin confiar o no en esa persona o grupos de personas, pero lo importante es asumir una actitud liberadora, tu mente debe ir hacia la paz, si atas una emoción negativa no podrás llevar a cabo tus metas y es posible que busques vengarte usando a las personas que te rodean sin ellas merecerlos. Muchas chicas maltratan al nuevo novio por aquel que las dejó o engañó y los chicos hacen lo mismo, cuando en el fondo solo temen dar nuevamente y se han convertido en vengadores de su ira y frustración.



6.- Las heridas son parte de la vida, son inevitables y nadie está libre de ellas, no te sientas un mártir por pasarlas, lo único que debe quedarte claro es que tu dignidad debe ser superior a tu nivel de miedo y entrega, sin ella pierdes la esencia y la identidad.



7.- Si perdonas no puedes vivir echando en cara a quien te ofendió todo el tiempo lo ocurrido porque entonces no perdonaste nada y solo manipulas y chantajeas para tus fines de poder sobre la relación humana.



8.- Cuando sientas que el dolor de una herida es demasiado para ti recuerda siempre que hay gente que vive en condiciones deplorables de pobreza, soledad y abandono. Busca a tus amigos y gente que te ama, pero sobre todo busca a Dios; llora lo que tengas que llorar y luego busca salir de ese estado de pesimismo con actividades que llenen tu alma de alegría. Camina, baila, ve al cine, juega con niños, visita ancianos, prepara un pastel o un platillo para quien quieras o simplemente duerme unas horas y luego date una ducha relajante, y ya despejado toma decisiones sobre aquello que tanto te aflije, pero decisiones que no caigan en la queja perpetua, si algo no te cuadra solo tú sabes porqué.



9.- Nunca olvides que de ti depende no volverte un amargado agrio, nadie quiere juntarse con alguien así y menos con don o doña pésima. La gente no tiene la culpa de tus dolores y tus frustraciones pasadas, no compares tu vida con la del resto. Se como el árbol de bonsai que luego de podarse regala sus mejores hojas, deja entonces que el dolor inmerecido te enseñe a compartir y ayude a seguir dando con mayor criterio.



10.- Levántate de esa cama, deja esos malos hábitos por tu famosa excusa "estoy depre", suena cool decirlo no?, pero no eres emo y si sigues sin poder hacerlo consulta un terapista, no porque estes loco sino porque quizá padeces depresión (desvalance químico cerebral) producido por tu estado de dolor; si se enferma el cuerpo ¿porqué el cerebro que es un órgano de él no puede enfermarse?. Hay terapias estupendas y todo tipo de técnicas de meditación para vencerla.



11.- Si ún no logras aprender a curar una herida pues recuerda que cuentas con Dios y ese no falla jamás, jamás


Que hoy logres aprender a olvidar y la sonrisa ilumine esa cara para poder meter todas las pilas y buenas vibras a todo lo que haces por servir.


Manjarí (Bendiciones)

4 comentarios:

piloto43 dijo...

Wauuuuuu....el tema que abordas es tan cierto como la última vez que le dije "Adiós" a una persona que me hizo mucho daño. Gracias por tus mensajes. Se nota que eres una conocedora del tema.

Saludos.

Brian Tejeda dijo...

Pues bueeno... tienes razón en lo del nadie da lo que no tiene ni aprendió... sabes... haay algunas cosas que a mi me da por pensar cuando una persona me lastima... y bueno,.. llego a la conclusión única (porque o encuentro otra justifcación) de que esa etapa de mi vida debí vivirla con altos y bajos con todo lo que conllevan las etapas de la vida, sino no pasarían... y si pasan, pues... es un proceso que debemos pasar... así es cómo yo veo las cosas que me pasan...

En fin... ya no te aburro.. xD Te me cuidas y exxitos..!! xD

Anónimo dijo...

Cada vez que tengo una conversación contigo o leo alguna publicación me llenas de energía. De vitalidad gitana. Gracias, Rosa María.
Un beso y nos vemos en el taller.

Criss Mery dijo...

Esta publicación me ha ayudado mucho para poder estar segura de que mi historia, que hoy lastima mucho, concluirá sin dejar dolor en mi. Hoy inicia mi etapa de olvida y gracias a tus palabras estoy segura que lo ologaré . Gracias de nuevo. Que dios te bendiga por ayudar a tantas personas.